963 173 170 - 655 960 912 - 630 738 738

La nuda propiedad es el derecho que tiene una persona sobre una cosa. En este caso hablamos de una vivienda, siendo este su propietario desde el momento de la compra. Sin embargo, el adquirir la nuda propiedad no le proporciona la posesión de la misma, ya que el usufructo pertenece a otra persona, a ti en este caso.

Tú podrás hacer uso y disfrutar de la propiedad hasta que dicho usufructo finalice, siendo posible establecer un término fijo o determinando un usufructo vitalicio, es decir hasta la muerte del usufructuario.

 

VENTAJAS

  • Con esta venta los ingresos también podrían ser mayores para el vendedor, ya que podría obtener ingresos mediante el arrendamiento de la propiedad.
  • La principal ventaja, sin duda, es poder seguir haciendo uso de la vivienda para siempre. Una seguridad avalada legalmente con las máximas garantías, registrado correctamente y con escritura ante notario.
  • Aunque el nudo propietario, el comprador, sea dueño de la vivienda, no podrá disfrutar de ella hasta la extinción del usufructo. Una vez llegado el momento, tendrá todo el derecho a disponer de la propiedad en buen estado. Hasta entonces la persona que vende la vivienda disfrutará de su vivienda hasta el final de sus días.

 

¡Pregunta sin compromiso!